RETINOL

Todo lo que no sabes sobre el retinol

Todos hemos oído hablar del retinol, pero en ocasiones de desconoce qué es y cuál es su efectividad y función. Acudimos a los especialistas para ilustrarnos en dicha materia.

Retinol, retinoides… ¿qué son?

El retinol o Vitamina A es una vitamina soluble en grasas o aceites esencial en el desarrollo y funciones del cuerpo humano. Forma parte del grupo de las tan conocidas vitaminas antioxidantes pero, a diferencia de las vitaminas C o las del grupo B que son hidrosolubles, el retinol no se elimina con la orina.

El retinol se forma a partir de los carotenos que son un tipo de pigmento que se encuentran en diferentes sustancias precursoras de la vitamina A. La vitamina A en forma activa se deriva en los llamados retinoides, primero en retinol y cuando tiene lugar su oxidación se convierte en ácido retinoico. Esta última es la forma química en la que tiene más efectividad. Esta es la secuencia en grados de efectividad que tiene el retinol para la piel.

 

¿Cuáles son sus beneficios?

El retinol se ha convertido en el mejor aliado para mejorar el aspecto general de la piel. Los expertos confirman su extraordinaria eficacia para mejorar tanto la textura y tersura, influyendo en la disminución de arrugas, líneas de expresión e incluso en los pliegues producidos por la pérdida de firmeza, además de aportar uniformidad al rostro combatiendo las manchas cutáneas gracias a su efecto despigmentante.

Sin embargo, puede irritar la piel si no se usa la dosis adecuada, y además no conviene usarse si va a exponerse la piel al sol ya que es fotosensible y pierde eficacia.  Por otro lado, se encuentra el ácido retinoico, que es la vitamina A en estado puro, cien veces más efectivo que el retinol, pero mucho más irritante para la piel.

¿Cómo rejuvenece el retinol?

El retinol contribuye a una buena formación y desarrollo de las células epiteliales, las cuales forman el epitelio, tejido que recubren los diferentes órganos y cavidades internas, como la piel. Por ello, es el principal encargado de la buena formación estructural de las capas cutáneas favoreciendo una piel más lisa, uniforme y joven. Al ser una vitamina antioxidante, combate el envejecimiento prematuro y los radicales libres, y a través de los carotenos que lo forman, junto con la melanina, contribuyen a una coloración de la piel sana y de aspecto dorado.

¿Cuál es la dosis adecuada?

“El retinol es apto para todas las pieles siempre que se utilice la dosis adecuada, porque si no puede dar lugar a irritaciones. La piel necesita un periodo de adaptación para los retinoides. Por ello, es importante empezar con pequeñas dosis e ir aumentándola según la tolerancia y necesidades de la piel.

¿A más edad, mayor cantidad de retinol? Para nada, de hecho la dosis no aumenta en función de la edad, sino en función del fotoenvejecimiento de la piel. Cuanto más dañada esté, mayor será la dosis, pero siempre de manera progresiva, comenzando por las dosis mínimas.

¿Cuándo deben usarse?

“Debido a la inestabilidad de los retinoides bajo los rayos del sol, su estructura se oxida muy fácilmente, lo que hace que pierda sus propiedades, además de generar gran cantidad de radicales libres. Además, las zonas tratadas con retinoides presentan una sensibilidad especial al sol, produciendo quemaduras o manchas solares. Por ello, es recomendable aplicarlos durante la noche o si es por el día, acompañadas siempre de un filtro solar de alto espectro.

GOLD COLLAGEN RX

GOLD COLLAGEN® RX EL NUEVO COMPLEMENTO LÍQUIDO DE BELLEZA 

 

 

Minerva Research Labs, creador de PURE GOLD COLLAGEN®, el complemento líquido de belleza con colágeno hidrolizado, lanza GOLD COLLAGEN RX®, la nueva fórmula de nutricosmética.

El novedoso complemento ha sido desarrollado por médicos y expertos en nutrición a raíz de la creciente demanda de complementos que actúen desde el interior y también como tratamiento complementario de tratamientos de estética. GOLD COLLAGEN RX® es una potente solución para el cuidado de la piel que combina GOLD COLLAGEN® junto con otros ingredientes activos de avanzada tecnología, seleccionados específicamente para ser utilizados en entornos vinculados con la estética.

¿CÓMO FUNCIONA?

El colágeno es una proteína estructural del cuerpo cuya función principal es brindar soporte a células, tejidos y órganos y que a su vez proporciona elasticidad, firmeza y tonicidad a la piel y mejorando la salud de cabellos y uñas. A medida que envejecemos, la producción de colágeno, elastina y ácido hialurónico de la piel disminuye gradualmente, produciendo deshidratación, flacidez y opacidad y ocasionando los signos de envejecimiento.

Las propiedades hidratantes únicas del ácido hialurónico combinadas con colágeno, elastina, vitaminas y minerales de primerísima calidad que contiene el complemento GOLD COLLAGEN RX® proporcionan una solución óptima en términos de regeneración e hidratación de las células de la piel e incrementan la elasticidad y suavidad de las líneas de expresión, reduciendo las arrugas y mejorando la salud de músculos y articulaciones.

DIGESTIÓN Los péptidos de colágeno bioactivo permanecen intactos durante el proceso de la digestión del estómago e intestino.

ABSORCIÓN El intestino delgado absorbe rápidamente el colágeno bioactivo, pasando al torrente sanguíneo.

DISTRIBUCIÓN El colágeno bioactivo llega a la piel y articulaciones a través del torrente sanguíneo activando los fibroblastos de la piel y condrocitos de las articulaciones.

ACCIÓN Las células fibroblastos se estimulan para producir colágeno, ácido hialurónico y nuevos, para mantener la salud de estos tejidos.

¿QUÉ ES GOLD COLLAGEN® RX?

regeneración celular dando como resultado una piel más tersa, suavizando

las líneas finas de expresión, disminuyendo las arrugas y contribuyendo en la salud de músculos y articulaciones.

Asimismo, GOLD COLLAGEN RX® contiene Astanxastina, un potente antioxidante que es 65 veces más potente que la vitamina C, 54 veces más potente que el beta caroteno, y 14 veces más potente que la vitamina E. Contiene fuertes propiedades antioxidantes y antiinflamatorias pudiendo reducirla hiper pigmentación, inhibiendo síntesis de melanina. Además, impide la disminución de colágeno derivada del envejecimiento cutáneo.

LA PIEL, EL REFLEJO DE NUESTROS HÁBITOS

El Roscón de Reyes suele marcar el fin de las fiestas navideñas, y con ello, las copiosas comidas y cenas de estas fechas. Ya ha llegado enero y es el momento perfecto de ajustar nuestra rutina y empezar a cuidarnos para desintoxicar nuestro organismo de los excesos. Una dieta depurativa, o detox, nos ayudará a perder peso y volumen, a eliminar el exceso de líquidos y con ello el de toxinas (derivados del alcohol, aditivos, radicales libres), a equilibrar los niveles de colesterol y triglicéridos tras una época de excesos, a descongestionar el hígado y mejorar las digestiones e incluso a potenciar la buena calidad de nuestra piel.

 

Compartimos algunas sencillas recomendaciones y métodos que te ayudarán a eliminar todas esas toxinas, grasas y azúcares consumidas.

1. Reduce la ingesta de:

• Harinas, azúcares simples, cualquier tipo de fritura y alimentos procesados, gaseosas y alcohol.

• Limita el consumo de sal.

 2. Consume:

• Los alimentos lo más limpios posibles y orgánicos.

• Alimentos crudos (frutas y verduras) cocidos en limón, al vapor o al horno.

• Las frutas y verduras son los alimentos reguladores de nuestro cuerpo, todas nos aportan agua, fibras, vitaminas y minerales fundamentales para el normal funcionamiento de nuestro organismo.

• Elije los lácteos descremados y las carnes magras.

3. Hidratación:

• Es fundamental hidratarse adecuadamente y beber de 2 a 3 litros de agua diarios.

• Ingerir té verde es un buen hábito por su alto contenido antioxidante, además de ser ideal para retrasar la aparición de arrugas. Las infusiones son una buena manera de incorporar líquidos, pero hay que tratar de evitarlas pasadas las siete de la tarde para tener un mejor descanso ya que estimulan el sistema nervioso.

4. Ejercicio diario:

• El ejercicio físico es indispensable, camina al menos 30 minutos al día. Con ello no sólo ayudarás a quemar calorías sino que el hecho de sudar durante el proceso es importante para ayudar al organismo a eliminar toxinas.

5. Descanso:

• El descanso es fundamental, intenta dormir de 7 a 8 horas cada noche.

Durante la noche tu piel se renueva y elimina toxinas, además, invierte toda la energía en la regeneración ya que no está expuesta a los agresores externos (la luz del sol, la contaminación o los cambios de temperatura) y no tiene que defenderse.

 6. Los cuidados de belleza:

Los cuidados de belleza los tendríamos que diferenciar entre: cuidados profesionales y cuidados a domicilio.

En el salón de belleza se aconsejan tratamientos linfo-drenantes que mejoren nuestro retorno circulatorio y el sistema linfático. Estos tratamientos van a incrementar la micro circulación, que es la encargada de transportar los nutrientes y a eliminar las toxinas acumuladas.

A domicilio, es importante realizar los cuidados diariamente (productos de preparación de la piel, sérums, cremas, mascarillas..) ya que el hábito es la base de todo cuidado de belleza.

En el caso de los tratamientos Detox, no sólo tenemos que pensar en la piel, sino que debemos pensar en los tratamientos que podemos realizar a nivel interno (un ejemplo serían los cócteles de vitaminas, aminoácidos, anti-oxidantes..) que nos ayudan y complementan los cuidados a nivel cutáneo.

Estos tratamientos nos van a permitir realizar el mantenimiento y además van a reforzar y a dar continuidad a los tratamientos realizados por parte de la profesional.

Se recomienda tener un correcto hábito de belleza para tener los resultados esperados.

 

MICROPIGMENTACIÓN

La micro pigmentación sirve para poder corregir las cejas poco pobladas, mal dibujadas o su ausencia, éstas pueden marcarse mas gracias a la técnica del “pelo a pelo”, los labios pueden volverse pulposos con un contorno con o sin difuminado o efecto pintalabios y así realzar la armonía del rostro, o intensificar la mirada con un eye liner o un lash liner.

FANNY ESTETICA EL MASNOU, micropigmentacio

Los pigmentos para la micro pigmentación también sirven para realizar pecas o lunares, o para redensificar total o parcialmente el cuero cabelludo. En el ámbito paramédico se utiliza en cicatrices y quemaduras, y en el oncológico para areolas.

La micro pigmentación siempre tiene un acabado profesional.

Antes de realizar cualquier tratamiento vamos a realizar un dibujo previo con un lápiz cosmético y elegir el color del pigmento. Solo comenzará la micro pigmentación si se está satisfecha/o del dibujo y el pigmento elegido.

El resultado permanecerá durante años, es por ello que tiene que estar adaptado a sus ojos, cejas o labios.

¿Qué pagamos por una crema?

Los mejores ingredientes, hallazgos científicos, laboratorios y packaging tienen un precio... y no es bajo. ¿Aún piensas que una crema de 300 euros es igual a una de 6?

Es curioso. En el sector del automóvil puedes elegir entre comprarte un Dacia Sandero por unos 6.200 euros o lanzarte a conseguir un Lamborghini Sesto Elemento que cuesta más de dos millones de euros. Por supuesto, ambos vehículos sirven para moverse por el mundo, pero uno lleva una equipación básica y del otro solo se producen 20 ediciones limitadas al año. El culmen de la exclusividad. Sin embargo, a nadie se le ocurre poner en duda que el coche de dos millones no cumple con lo que promete. A pesar de que por las carreteras españolas nunca va a poder circular a más de 120 km/h, por lo que va a ser difícil comprobar cómo responde cuando se pone a 250 km/h.

Sin embargo, al sector de la cosmética sí se le plantean esas cuestiones. Y se le pone en la picota periódicamente a pesar de ser una industria con productos de diferentes rangos de precio, desde el mass market al lujo supremo. Igual que sucede con la tecnología o la restauración, que nunca se ven sometidos a ninguna controversia sobre si resultan caros o baratos. A pesar de ello, se realiza un debate público sobre si una crema antiedad puede realmente frenar el envejecimiento (lo hace y a diferentes niveles, tal como refrenda la normativa a la que está sujeta).

que-pagamos-crema

La realidad es que nadie impone que se deba comprar una crema de 100, 200 o 300 euros. Y desde luego, a nadie se le obliga a repetir esa compra. Si alguien lo hace es porque está lo suficientemente conforme con los resultados como para volver a invertir esa cantidad de dinero en ellos. Pero hablamos de un producto que va dirigido a mejorar la apariencia física, algo, en teoría, de lo más superficial. Sin embargo, los comportamientos sociológicos demuestran lo importante que es para la autoestima de las personas sentirse bien con lo que encuentran cuando se miran en el espejo. O lo necesario que es para el desarrollo psicológico de los individuos tener una percepción positiva de sí mismos.

Si la actividad personal de mayor calado social a nivel planetario de los últimos cinco años es el selfie, ese autorretrato que se contabiliza por millones en Instagram, ¿por qué cuidar de esa imagen con cremas y cosméticos acaba siendo reprobado culturalmente cada cierto tiempo? La respuesta está en el precio. Parece que no está bien visto pagar esos 100 euros por una crema, una cantidad que a muchos consumidores les parece desorbitante, puesto que en ningún momento se plantean qué estamos pagando en realidad cuando la comprarmos.

Porque lo cierto es que deberíamos tener en cuenta que algunas de las investigaciones científicas más punteras que se están produciendo ahora mismo se llevan a cabo en el ámbito de la cosmética: desde la glicación a la epigenética, pasando por la neurociencia. Eso sin tener en cuenta que los avances en protección solar (nuevas texturas que hacen más fácil su aplicación, filtros más efectivos y fotoestables que duran más, tecnologías que permiten que se adhieran a la piel cuando está mojada) son el principal freno a uno de los mayores problemas de salud pública mundial: la altísima incidencia del cáncer de piel, que ha aumentado un 300 por ciento a lo largo de las últimas tres décadas y que está relacionado hasta en un 93 por ciento de los casos con la exposición a los rayos solares.

Detrás de un precio hay décadas de trabajo científico, materias primas de calidad, tecnología puntera.

Pero¿qué hay detrás del precio de una crema? Desde el sector, todos coinciden en que lo que más encarece el producto final es el proceso de creación del mismo. Porque detrás de ese precio hay varias décadas de investigaciones científicas y colaboraciones con universidades de prestigio que llegan a descubrimientos de los que no solo se beneficia la industria cosmética. Materias primas de altísima calidad con precios igual de elevados, tecnologías de extracción que mantienen la máxima efectividad de los activos, formulaciones complejas que cuesta años conseguir, meses y meses realizando pruebas de eficacia con tecnologías de última generación que miden los resultados al milímetro, envases que mantiene el producto en óptimas condiciones de seguridad... Todo eso está en el precio que pagamos.

 

Pero hay otro aspecto decisivo: las cremas tienen que cumplir lo que prometen. Lo establece la ley y lo vigila la Unión Europea. Como explica Carmen Esteban, su Reglamento de Productos Cosméticos establece que cualquier alegación que haga un producto ha de estar soportada por pruebas científicas. Pero hablamos de los cosméticos caros, con precios superiores a los 50 euros . Todo esto no se aplica a las cremas de menos de 5 euros.

"Los productos de marca blanca no tienen detrás toda esa investigación científica propia que aportan otras empresas y no deben demostrar nada. Simplemente usan fórmulas establecidas que son efectivas en su ámbito, pero cuyas patentes ya han caducado. Es algo parecido a lo que sucede con los medicamentos genéricos. No aportan innovación, se ciñen a recetas elementales", asegura Carmen Esteban. Hay más cosas que diferencian una crema barata de una cara.

"Las de baja gama contienen ingredientes muy básicos, que tienen una actividad biológica muy limitada", explica Édouard Mauvais-Jarvis, director de Comunicación Científica de Dior. Como apunta la experta de Stanpa, "los proveedores también tiene diferentes rangos de precios para los ingredientes que venden. Las cremas de lujo utilizan los más caros y las de marca blanca, los más baratos".

Como ejemplo, Édouard Mauvais-Jarvis explica que en Dior "compramos los polvos de efecto óptico a proveedores japoneses porque son los mejores del mundo, a pesar de su alto precio. Se incorporan a las cremas para difuminar las imperfecciones de la tez y permiten, además, mejorar la textura de la crema al tiempo que aportan mayor placer en el momento de la aplicación". Es lo que se conoce como la sensorialidad del producto y tiene mucho que ver con el complejo proceso de formulación. "A veces es necesario llevar a cabo cientos de pruebas hasta conseguir el nivel de sensorialidad deseado sin comprometer la eficacia del producto ni anular la actividad de ciertos principios activos", explica Mauvais-Jarvis.

Pero estos son aspectos de lujo que una crema básica no suele tener en cuenta. También hay ingredientes y fórmulas imposibles de copiar. Es el caso de Miracle Broth, principal ingrediente activo de las cremas de La Mer desde hace 50 años, es una especial biofermentación de algas marinas del Pacífico. Su meticuloso proceso de elaboración solo lo conocen en el Grupo Estée Lauder, al que pertenece la marca. La hija de su creador, Max Huber, les entregó la fórmula para que siguieran produciéndola tras la muerte de su padre.

"La diferencia está en la innovación. Si una crema contiene una molécula nueva, cuesta más".

Los filtros solares o el retinol, uno de los activos antiedad más efectivos, que apareció en primer lugar en el circuito de los cosméticos de lujo y ahora está al alcance de otras marcas. Es más -apunta Carmen Esteban, de Stanpa-, cuando se plantea el comienzo de una investigación no se sabe si se va a conseguir un objetivo. Pueden pasar años, se pueden revisar miles de moléculas y no dar con nada efectivo. Eso sí, cuando se consigue, se patenta y se utiliza de una forma exclusiva".

Artículo publicado en Mujerhoy 29/10/2006